martes, 15 de julio de 2014

Los balnearios le tienen miedo al fracking en U.K.









Publicado Somerset Guardian


Por SG Snorbury




El líder del Consejo de Bath & North East Somerset ha pedido al gobierno de coalición de U.K. que proteja los baños termales de Springs del fracking, en la antigua cuenca minera de Somerset. 

El presidente del Consejo,  Paul Crossley (Lib Dem, Southdown),  ha escrito al ministro de Energía, Michael Fallon MP, para expresar las profundas preocupaciones del Consejo sobre el proceso y el posible daño que podría causar en la oferta de agua termal y el impacto en lo que es la mayor atracción turística. 

Instó al Gobierno a revisar su decisión de conceder una prórroga de un año para la exploración y  potencial extracción de gas no convencional. 

La acción se justifica, en parte, por la reciente renovación de la licencia de exploración de petróleo (PEDL) número 227, que cubre el área de Clutton a Stoke St Michael. 

Al titular de la licencia se le otorga el derecho de solicitar el permiso de planificación para las actividades de la prueba en cualquier enclave dentro del área de la licencia, incluyendo Radstock y Midsomer Norton y sus alrededores.

El área de la licencia incluye Ston Easton en Mendip que podría ser la primera zona elegida para las pruebas, debido a la geología existente alrededor de la aldea, y que es probable que generen los mejores resultados para cualquier empresa de fracking que busque atraer a los inversores. 

Cllr  Crossley dijo: "Las aguas son la sangre vital de esta ciudad, que son apreciadas en todo el mundo. En términos económicos, la ciudad y la región dependen en gran medida de una industria turística con un valor estimado de 380 millones de libras anuales solo por el baño termal y que emplea a 10.000 personas

"La investigación independiente llevada a cabo por el Servicio Geológico Británico ha llegado a la conclusión de que la extracción de gas no convencional dentro de la zona de influencia de las aguas termales de Bath tiene el potencial de dañar el delicado sistema de suministro del agua caliente." 

En su carta, Cllr Crossley pide al Gobierno recurrir al titular de la licencia a renunciar a la licencia 227 y teme que las otras tres licencias para las áreas circundantes pronto podrían estar disponibles de nuevo. 

La carta de Cllr Crossley concluyó: "quiero subrayar que el Consejo Bath & North East Somerset no se opone políticamente al concepto de extracción de gas de esquisto. Nuestra preocupación está totalmente centrada en el daño potencial a las aguas termales y está respaldado por los resultados de investigación.”

"Como tal, no estamos pidiendo que se haga una excepción en términos de política, sino más bien en la política de llevar a cabo la extracción de gas de esquisto en áreas apropiadas, reconociendo que, por razones técnicas, es totalmente inapropiado emitir licencias dentro de la zona de captación de Bath Hot Springs . " 

Cllr Crossley también envió copias de su carta al Departamento de Energía y Cambio Climático, a los líderes y directores ejecutivos del Consejo de Distrito de Mendip y al Consejo del Condado de Somerset y diputados locales. 







Para acceder a la noticia,


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada