jueves, 11 de junio de 2015

Los precios del gas se derrumban en Estados Unidos después de que laEPA diga que el fracking es seguro






Publicado en Breitbart News
Por Chriss W. Street
9 de junio de 2015



La conmoción mundial por la publicación por la Agencia de Protección Ambiental de Estados Unidos (EPA) de un esperado informe que indica que la fracturación hidráulica (fracking) no ha tenido un "impacto generalizado, sistémico en el agua potable, " hizo que los precios "baratos" del gas natural colapsaran otro 16 por ciento.




Sí Breitbart News informó  en el pasado  que  los arrendamientos de energía en tierras federales se redujeron en un 52 por ciento durante la presidencia de Obama por las "preocupaciones ambientales",  éstas se han borrado de golpe -al menos- en los próximos años. Los nuevos volúmenes de gas empujarán hacia precios más bajos.

El auge del fracking sólo rompió los precios del petróleo en los últimos doce meses, pero el gas natural se ha reducido en un 83 por ciento desde el año 2000, ya que la combinación del  fracking con la perforación horizontal ha causado un aumento masivo de la producción estadounidense. Desde 2011, los Estados Unidos han sido el mayor productor de petróleo del mundo, y esos números continuarán acelerándose.

El promedio del precio de venta del gas natural en América, "Henry Hub",  es de 2,59 dólares por mil pies cúbicos (mpc) comparados con los $ 9.50 por mpc en Europa, 10,25 dólares por mil pies cúbicos en China y 14 dólares por mpc en Japón. Dado que el gas natural es la fuente de energía fundamental para la industria, la nueva competitividad manufacturera de Estados Unidos es directamente atribuible al gas natural barato que se está consiguiendo incluso más barato.

Este informe de la EPA es un cambio de postura del interés político en una administración demócrata, ya que los ambientalistas que se oponen al método de extracción de gas natural de las formaciones rocosas han sostenido durante mucho tiempo acerca de los impactos negativos de las emisiones de metano en el cambio climático global y los efectos supuestamente venenosos de la técnica y de los comunicados del gas y petróleo de formaciones rocosas con los suministros de agua potable. Pero parece que el tesoro económico de las regiones de esquisto de Marcellus y Utica en Estados Unidos, que mantienen reservas de más de mil billones de pies cúbicos de gas natural, ganaron este día.

En el mismo día del anuncio de la EPA, la Agencia de Información de Energía (EIA) lanzó su informe semanal de inventarios, lo que puso de relieve las reservas de gas natural a partir del 29 de mayo. Los inventarios aumentaron en un impresionante 132 mil millones de pies cúbicos en la semana a un total de 2233 mil millones de pies cúbicos. Los inventarios son ahora un 50,7 por ciento mayores que el año pasado.

A partir de lo que parecía ser el comienzo de una recuperación importante de los productores de gas, el precio alcanzó $ 3.15 por mpc con un potencial break-out al alza en el mercado de futuros de productos básicos NYMEX. Pero a medida que empezaron a circular rumores de que el gobierno de Obama estaba siendo forzado, por el ascenso de ISIS y la confrontación con Rusia, para apoyar el fracking, los precios parecían estabilizarse.

Los comercializadores de gas natural dicen que la noticia fundamental bajista de la semana pasada amenaza con romper el sostenimiento de los precios a largo plazo para el gas natural en el de 2,54 dólares por mil pies cúbicos que fue golpeado el 27 de abril Cualquier comercio por debajo de ese precio causaría pánico vendedor y se podrían ver romper los precios a $ 2 por mpc.

La nueva versión de la EPA llegó cuando la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) dio a conocer su pronóstico de estrategia para cinco años en su reunión anual en Viena, Austria. Breitbart News  informó  que la OPEP había reconocido efectivamente la derrota en su lucha contra la guerra por el petróleo de esquisto con los EE.UU., y el informe del cártel pronostica un incremento continuo de la producción estadounidense para el mercado nacional y una contracción del mercado para las exportaciones de la OPEP.

Desde 1870 a 1975, el dominio mundial de Estados Unidos en la producción de petróleo y gas natural proporcionaron a los fabricantes estadounidenses, con las fuentes de energía nacionales baratas y abundantes, ser hiper-competitivos. Pero los enormes costos de cumplimiento con los siempre crecientes mandatos ambientales alentaron las importaciones de la OPEP y devastaron la clave de la manufactura estadounidense "una ventaja comparable." El resultado fue una pérdida en la fabricación en los Estados Unidos de de más de la mitad de los de los puestos de trabajo en los últimos 30 años, y la acumulación de $ 10 billones de dólares en deuda nacional.

Pero el auge del fracking estadounidense hizo que los precios mundiales del petróleo cayeran en un 50 por ciento en el último año. La Oficina de Análisis Económico  , dijo  la semana pasada que el déficit de la balanza de pagos de Estados Unidos se desplomó un 20 por ciento en los últimos dos meses debido a la mayor producción nacional de energía.

Las nuevas concesiones anuales de petróleo y gas, por la Oficina de Administración de Tierras, en tierras federales se redujeron de más de  1.1000 en 1988 a 9.000 el año pasado. Ahora bien, la determinación de la EPA parece destinada a liberar millones de acres de tierra federal nunca desarrollada para alimentar la siguiente etapa del auge del fracking estadounidense.




Para acceder a la noticia, 




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada