martes, 26 de abril de 2016

¿Están exentos del fracking los líderes políticos y los poderosos?




(Publicado en el blog en julio de 2015)




La fracturación hidráulica despierta mayormente rechazo por ser una técnica invasiva sobre el territorio y por su poder de acontecer en episodios de contaminación del agua y del aire. Mientras los defensores alaban su capacidad para obtener hidrocarburos y beneficiar la economía,  los detractores aseguran que influye en el cambio climático y en la salud de las personas. Los hechos hasta el momento vienen a confirmar argumentos en ambos polos de la discusión.

Sin embargo, en las últimas encuestas en Reino Unido, el porcentaje de defensores decae dramáticamente cuando se plantea la presencia de los pozos cercanos a las viviendas de los entrevistados. Es decir, agrada la posibilidad de precios más baratos de los hidrocarburos pero siempre que no se vea la extracción del gas desde la ventana de casa.

En Estados Unidos, con una legislación diferente de la propiedad del suelo, el fracking ha permitido obtener regalías a los particulares a la vez que aceleraba su expansión. Aún así, resulta ser un tema polémico y con opiniones cada vez más contrarias por parte del público.

El rechazo con mayor difusión en el país y en el resto del mundo ha sido la prohibición en el estado de Nueva York, con razones que se pueden resumir en el siguiente párrafo: 

Martha Robertson, legisladora por Tompkins County, dijo: "Después de estudiar durante años los impactos del fracking en la salud pública, el Comisionado de Salud del Estado de Nueva York, el  Dr. Zucker, tenía claro que no iba a dejar que su familia viviera en una comunidad con fracking.

No hace falta decir que la prohibición indujo todo tipo de comentarios desde las poderosas empresas del petróleo y el gas. Se habló de infringir los derechos de los propietarios de tierras para obtener beneficios con la extracción y de ser un estado insolidario con el esfuerzo energético de resto de país.

Sin embargo, detrás de las proclamas públicas vuelven a surgir las distorsiones personales. Veamos un ejemplo. Hace pocas semanas, Rex Tillerson, CEO de Exxon, durante una conferencia en Europa animaba a “abrirse al fracking”, justificándolo casi como una necesidad imperiosa para la sociedad europea. Tillerson y su esposa no parecieron mostrar esa necesidad cuando, hace poco más de un año, en las cercanías de su esplendido rancho de cría de caballos en Texas, una compañía propuso instalar un depósito de agua para las actividades de fracking. Ante el posible aumento del tráfico rodado, el matrimonio no dudo en acudir a instancias legales para tratar de impedirlo.

De nuevo estamos ante el caso de promocionar algo que sería "beneficioso para todos" y que nunca querríamos en nuestro patio trasero.

España, aunque no presenta actividad de fracking en el momento actual, dispone de un número elevado de licencias de exploración dentro del marco europeo. Pero, ¿Quiénes las concedieron? ¿Qué aspectos se consideraron en las distintas licencias? ¿Cuántos políticos residen en las zonas afectadas? ¿Considerarán seguro vivir con sus familias cerca de los pozos de fracking?. 

Tal vez, deberían responder prioritariamente los políticos tanto del PSOE como del PP, que al fin y al cabo han sido los dos partidos que han venido promocionando la llegada del fracking a España con la concesión de licencias de exploración. Si bien, el PSOE parece hoy desechar la técnica, sería de agradecer que explicara sus razones, tanto para apoyarla en el pasado como para negarla en el momento actual. Un papel más discreto, pero no menos favorable, ha sido el del PNV con la técnica.

Estas explicaciones son necesarias en una sociedad democrática que cree haber llegado al grado de madurez. Aunque a veces la sinceridad de los dirigentes pueda llegar a generar perplejidad. Es de recordar que ante la concesión de algunos permisos de exploración en Cantabria y País Vasco, los posteriormente arrepentidos ex presidentes Patxi López y Miguel Angel Revilla vinieron a decir algo así como que “no sabían bien lo que firmaban”.

A pesar de las declaraciones puntuales de los líderes políticos, y de la intensa, y en ocasiones ruidosa, oposición local, el silencio parece ser habitual entre nuestros principales dirigentes y contrariamente a lo que viene siendo habitual en otros países europeos.

La llegada del fracking al Reino Unido está contando con la ayuda de una convencida defensa del primer ministro David Camerón que busca dulcificar la práctica extractiva ante la desconfianza de una parte importante de la opinión pública. No está siendo el caso de Mariano Rajoy. Es cierto que a nuestro presidente no le gusta prodigarse en explicaciones públicas, pero resulta importante un tema que puede afectar de forma importante la vida cotidiana de muchas personas. Entre otras cosas, los líderes políticos están para contestar ante los interrogantes y temores de los ciudadanos.

El ministro Soria, durante los dos últimos años, nos ha repetido con intensidad algunas frases  favorables a la técnica, pero respetando un aparente guión y sin ahondar en más explicaciones. En una ocasión dijimos que no por repetir muchas veces lo mismo se termina teniendo la razón y ésta es la que parecía buscar el ministro con sus repetidas afirmaciones. De aquello, sacamos dos puntos claros: que para el ministro no parece existir ninguna adversidad en el fracking y que sin duda es una persona que tiene una alta consideración de sí misma.

Pero, ¿qué nos podrían informar dos ex presidentes como José María Aznar y Felipe Gonzalez?, que tienen la capacidad de dar consejos a las empresas energéticas. Gonzalez, consejero en Gas Natural, en una ocasión dijo que “ya lo sabía todo y se aburría” antes de dejar el consejo de la compañía, para volver pasado un año. Gas Natural es una compañía con intereses de fracking en España y es posible que Gonzalez disponga de información con la que tranquilizar a los ciudadanos.

¿Y José María Aznar?, al fin y al cabo es FAES, la fundación que preside , la que pareció darle el guión energético ya hecho al presidente Rajoy, mejor dicho, al ministro Soria. Además, nadie como el presidente Aznar para disponer de información avanzada. Mantiene una excelente amistad con George Bush, que durante su mandato permitió al fracking esquivar las leyes del aire y agua limpias de EE.UU, permitiendo que el actual fracking, la fracturación hidráulica de alto volumen de agua, haya sido una realidad. 

Ante los silencios,  para obtener algo más de información vamos a recurrir a una persona como David Cameron, político conservador que nunca ha escatimado en explicaciones, y a un  profesor jubilado como David Smythe. 

Así, con la ayuda de ambos se conjunta la historia que os contamos a continuación.



El misterioso caso del  fracking ausente en Witney

¿Ha dado instrucciones David Cameron al DECC para omitir su circunscripción de Witney de las áreas ofertadas en la 14a ronda de concesión de licencias de fracking  en tierra? 

A continuación se muestra un mapa de su distrito electoral que se señala en azul, con los grupos adyacentes esbozados en negro. Los límites de color rojo con las áreas sombreadas marcan la superficie de la 14a oferta. La superficie se compone de bloques de 10 kilometros x 10 kilometros, basados en la red Ordnance Survey. El este de la "isla" de Witney comprende nueve de estos bloques. Los existentes pozos de exploración de petróleo y gas se muestran mediante los puntos rojos. El DECC anunciara la concesión de las licencias en  los próximos dos meses.







Como usted probablemente ya sabe, la 14 ronda de licencias del DECC está diseñada para abrir a la exploración todas las áreas que tienen la más mínima posibilidad de contener crudo o gas de esquisto. Básicamente esto significa todo el conjunto del Reino Unido, a excepción de las zonas montañosas y de las tierras altas donde hay roca cristalina en la superficie, y ninguna perspectiva para el  fracking de esquisto. Así, las Tierras Altas y el sur de Escocia se omiten, junto con la región de los lagos, la mayoría de Gales y Cornualles. El mapa regional muestra la geología de Gales y el sur de Inglaterra con una variedad de colores, con las áreas de la 14 oferta  y los pozos existentes en la parte superior. Witney se presenta en azul sólido.






Inexplicablemente, el DECC ha omitido de la oferta de suelo una gran franja del este de Inglaterra, que se extiende desde Witney, circunscripción de David Cameron hacia el este, hasta la costa de East Anglia. Digo "inexplicablemente", porque no hay nada sobre la geología de esta región que merezca su exclusión. El DECC normalmente adopta un enfoque pragmático para la concesión de licencias, y una de las guías para la concesión de nuevas licencias es tomar en cuenta si ha habido un interés pasado por la industria petrolera. La evidencia de esto se muestra mejor con el historial de perforación. Por ejemplo, alrededor de Witney hay una veintena o más de viejos pozos de exploración de petróleo dentro de una distancia de 10 a 20 km. En el este de la "zona de exclusión" en Inglaterra hay dos islas con bloques en oferta, y aunque la densidad histórica es bastante baja no ha sido claramente así el interés de la industria de petróleo. más allá de la región. La propia circunscripción de Witney está densamente cubierta por perfiles sísmicos - otro indicador de interés de exploración - y el área fue autorizada para la exploración de petróleo en las sentencias dictadas en 1971 y 1981. Además, uno de los perfiles sísmicos regionales y de los siete británicos compilados en nombre del DECC por la Biblioteca Geofísica en tierra del Reino Unido atraviesa la ciudad de Witney.

La geología de superficie se muestra en color en el mapa de arriba, y aunque esta imagen no es necesariamente una guía confiable para la geología, a profundidades de más de un kilómetro, más o menos, sí sabemos que las capas superiores de las rocas en el sur-este son del Mesozoico y Terciario, y que éstas contienen varias capas de esquisto y arcilla importantes, posiblemente adecuadas para el fracking. La circunscripción de Witney no es una excepción.

Una investigación del FOI a DECC sobre el motivo de la zona de exclusión del este de Inglaterra provocó la siguiente respuesta:

"... Las áreas incluidas en la oferta de la 14a Ronda en tierra fueron determinados principalmente por la geología subyacente que indica al DECC que los hidrocarburos podrían estar presentes en esas regiones.

No obstante, cuando un interés activo se ha expresado por parte de terceros que les gustaría explorar áreas adicionales para la prospectividad de hidrocarburos, tales áreas se pueden incluir en la superficie que se ofrecen. Esto incluye la región de 30 kilometros x 30 kilometros abarcando Brackley, Buckingham y Bicester ".

Aunque esta explicación posiblemente podría explicar la inclusión de las islas de los dos bloques más occidentales dentro de la zona de exclusión, no explica adecuadamente por qué la zona de Witney (un conjunto de  30 km por 40 kilometros conjunto de doce cuadras) ha sido excluido. Si la isla de los bloques mencionados por DECC e incluidos en la oferta es realmente el tema de " interés activo "y luego una más racional oferta de la decimocuarta  oferta en el mapa, basada en el potencial de exploración, junto con expresiones de interés, habría sido colocar en el oeste el límite de la zona de exclusión, al este de este bloque, en el área de Bletchley-Aylesbury.

Así razones no-geológicas deben haber desempeñado un papel en la exclusión específica de Witney de la oferta de la 14ª ronda. El DECC debería estar obligado a explicar su elección de bloques en esta zona. ¿Hubo una expresión de desinterés , y si es así, ¿de quién? Los constituyentes del norte de Yorkshire y el norte de Nottinghamshire, actualmente bajo la amenaza de las aplicaciones de planificación de fracking, deben estar deseando tener un diputado tan influyente como David Cameron.

Doy las gracias a Christopher Tedd y Sandie Moore por llamar mi atención sobre el misterio de Witney.





En la actualidad el Prof. David Smythe, profesor emérito de Geofísica de la universidad de Glasgow,  vive retirado en Francia donde continua con su investigación en ciencias de la tierra. Es responsable de un blog que tiene como objetivo corregir algunos de los errores, omisiones y propaganda engañosa publicados por científicos expertos en apoyo del fracking. Este artículo y otros de interés son accesibles desde,


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada