martes, 15 de noviembre de 2016

Cartas al editor: La industria de la fractura hidráulica tiene que rendir cuentas






Publicado en Pennlive
13 de noviembre de 2016

Tenemos que abandonar la idea de que la industria del gas de esquisto en Pennsylvania está mirando para la salud y la seguridad de los residentes, al paso de los  frackers por el estado. Después de un largo proceso de cinco años que incluyó audiencias públicas, reuniones de ciudadanos y de la industria, comentarios y audiencias, las reglas actualizadas para los frackers finalmente fueron promulgadas a principios de este mes.

La tinta ni siquiera se había secado en el Boletín de Pennsylvania cuando la Coalición del esquisto de Marcellus demandó para rescindir las normas, incluidas las disposiciones que mantendrían la actividad de perforación a una distancia de seguridad de escuelas y patios de recreo y que nos protegería de los derrames de las aguas residuales del fracking.

Los frackers que operan en Pennsylvania, simple y llanamente, se niegan a aceptar unas reglas razonables.

¿La contaminación del aire puede dañar a nuestros hijos? Vamos, los niños son lo suficientemente fuertes.

¿Se puede comprometer el agua potable? Hey, es peor en otros lugares.

Esta es una industria sin respeto a la salud pública. El gobernador Tom Wolf, cuando dijo que la fractura hidráulica se puede hacer de manera responsable en Pennsylvania, se esperaba una lucha prolongada por la protección del público y eso no es lo que tenía en mente. Es el momento de llevar a cabo que esta industria tenga que dar cuenta de los problemas que ha creado.


THOMAS AU, municipio de Susquehanna

El escritor es miembro del comité de Petróleo y Gas en el Sierra Club de Pensilvania.



Para acceder a la noticia,



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada